¿Es necesario? ¿Cuánto cuesta el proyecto del Cerro Ala Delta?

0
207

Sin quorum en comisiones, ni dictámenes relevantes los concejales se dedicaron a opinar y exponer sobre los temas de la semana.

Se ocuparon del Cerro Ala Delta, el aumento del costo del servicio de Lusal, el Parque Los Lapachos y por enésima vez, el convenio de cooperación entre la Municipalidad y la Policía Vial.

 

La extensa reunión de la comisión de Tránsito del lunes pasado con funcionarios del área conspiró contra el quorum de las comisiones de Hacienda y Legislación General.

Hay concejales que desconfían que efectivamente haya sido así, porque el quorum estaba, pero un comentario repentino, al pasar, frustró ese día las reuniones de dos de las comisiones claves para los dictámenes.

Alguien dijo” no hay quorum” todos lo aceptaron y efectivamente, no hubo.

Así fue que este miércoles a la hora de la sesión había apenas 10 asuntos en la Orden del Día, que los concejales podrían haber resuelto en menos cinco minutos.

Esos proyectos se podrían haber aprobado en bloque después que se izaron las banderas, como se acostumbra en cada sesión cuando son solo proyectos de Resolución que piden obras menores.

Por año, se aprueban varios centenares de ellos y su destino final es siempre una planilla que va agregada al presupuesto del próximo año, para repetir idéntico procedimiento el año siguiente.

Monitoreo constante

Uno de los temas a los que los ediles se refirieron, fue el  proyecto de ampliación del Complejo Teleférico hacia el Cerro Ala Delta.

Este tema cobró importancia debido a que el martes, el administrador del complejo, Martín Miranda, participó en el  Concejo Deliberante,  de la reunión de la comisión de Medio Ambiente, para informar sobre el proyecto.

Mariana Reyes (Memoria y Movilización) presidenta de la comisión, calificó a la reunión como “muy productiva” y destacó que los concejales recibieron “datos concretos y muy útiles para todos”.

La edil del bloque de Memoria y Movilización manifestó también, que se trata de un proyecto “que tiene que ver con el desarrollo de Salta”, pero que “debe haber un cumplimiento de las normas ambientales”, para lo cual el cuerpo legislativo debe comprometerse “en un monitoreo constante”.

 En ese sentido, Reyes aseguró que el proyecto de ampliación del teleférico, debe llevarse a cabo entendiendo y haciendo entender a quienes lo ejecutarán, que “un emprendimiento turístico puede convivir con el cuidado del ambiente y ser sustentable”.

Finalmente, la concejal adelantó que el martes 28 a las 9.30, en el marco de una nueva reunión de la comisión de Medio Ambiente, los ediles recibirán a ambientalistas que desde hace tiempo vienen manifestando su preocupación por el avance de la obra. En el primer tramo de la sesión de este miércoles, precisamente, algunos de ellos estuvieron presentes en el recinto.

Más dudas que certezas

Otro de los concejales que se refirió al tema en cuestión fue Martín Del Frari, (Partido de la Victoria) quien comenzó su alocución diciendo que Martín Miranda y su equipo le habían dejado “muchas más dudas que certezas”. El edil, que hace tiempo se viene pronunciando en contra del proyecto, manifestó que el administrador del teleférico había admitido “que habían comenzado las obras, sin tener estudios de impacto ambiental, sin tener el Certificado de Aptitud Ambiental Municipal (CAAM) y sin tener en cuenta el daño que se le está haciendo a la flora y a la fauna en ese lugar”.

Asimismo, Del Frari denunció que Miranda, ante la pregunta reiterada de los concejales, “evitó decir de dónde se han sacado los fondos para llevar adelante este proyecto”, aunque sí mencionó que “el sistema de góndolas saldría unos 3 millones de euros”.

Si esto fue así, la pregunta que surge es ¿por qué Martín Miranda ocultaría algo que ya informó a los medios de comunicación? Desde fines de 2018, el administrador del complejo viene señalando que la obra será costeada por la propia empresa estatal Teleférico Salta, es decir, con fondos provinciales. No obstante, Miranda también había explicado que se recurrirá a “una financiación a largo plazo”.

Por otra parte, tampoco queda clara la cifra del costo total de la obra. Se habló de 3 millones de euros (unos 150 millones de pesos), aunque se dijo que ése era el monto que deberá pagarse sólo para el sistema de góndolas.

“A mí me parece que la provincia de Salta no está en una situación económica para llevar adelante una obra de semejante magnitud”, continuó Del Frari en la sesión de este miércoles, al tiempo que agregó: “El Gobierno de la Provincia de Salta es un gobierno totalmente endeudado ante los organismos de financiamiento externo”.

Finalmente, calificó a la obra de ampliación como “innecesaria, frente a las necesidades de infraestructura que hay en toda la provincia” y preguntó: “¿Cuál es la celeridad y el apuro por empezar una obra, con la velocidad con la que se está haciendo, en un gobierno que ya se está yendo?”.

 El rol de las organizaciones

Lihué Figueroa, también se refirió al proyecto de ampliación del teleférico, aunque lo hizo para darles “tranquilidad a los ambientalistas” presentes en el recinto. La concejal del Partido de la Victoria sostuvo que “la labor legislativa en este Concejo Deliberante, ha mejorado en calidad cuando hemos tenido la presencia constante de las organizaciones sociales y de base. Ha mejorado nuestro nivel y nuestra calidad institucional en las discusiones, inclusive”. De esta manera, Figueroa pidió a los vecinos a seguir participando activamente en las distintas instancias de discusión con este proyecto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here